Inicio Noticias de Madrid Fiestas de San Isidro en Madrid

Fiestas de San Isidro en Madrid

19
0
Grabado Fiesta en la Pradera de San Isidro

Si hay una fecha marcada en rojo dentro del calendario de la Comunidad de Madrid esa es, sin lugar a dudas, el 15 de mayo, es decir, el día de San Isidro Labrador, patrón de todos los madrileños. En torno a él se realizan infinidad de fiestas por toda la ciudad que duran varios días y que guardan una estrecha relación con el agua. Si quieres saber más acerca de ellas, sigue leyendo.

Historia de las Fiestas de San Isidro Labrador

San Isidro Labrador nació en Madrid, según indican todas las fuentes históricas, el 4 de abril de 1082. En este sentido, durante toda su vida se le imputaron habilidades de zahorí, es decir, que tenía el don de encontrar fácilmente manantiales subterráneos de agua que hicieron más sencilla la vida de sus conciudadanos en la época.

Debido a este don, no se tardó mucho tiempo en conferirle, tanto a los manantiales como a él mismo, poderes mágicos concedidos por Dios. Su fama se extendió por todo el territorio hasta el momento de su muerte, que se produjo el 30 de noviembre de 1172. Sin duda, este reconocimiento es el que ha hecho posible que se conozcan, hoy en día, todos estos datos con tanta exactitud.

Tras su muerte su cuerpo fue enterrado en la Iglesia de San Andrés, desde donde los madrileños acostumbraban a sacarlo en procesión con el propósito de invocar lluvias. Allí permanecería hasta 1528, cuando Juan de Vargas ordenó la construcción de una ermita en su honor en el que descansarían sus restos y al que sus devotos acudirían anualmente a rendir tributo.

El motivo por el que estas fiestas se celebran en torno al 15 de mayo radica en el hecho de que ese día fue el dispuesto para homenajearle tras ser beatificado en 1619. Posteriormente, sus restos pasaron, en 1669, por la capilla de San Isidro y a la cámara real del Colegio Imperial por orden de Carlos III.

Costumbres asociadas a las Fiestas de San Isidro Labrador

Sin duda, el evento más importante asociado a estas fiestas es la de la romería que se realiza el 15 de mayo de cada año. En este sentido, los madrileños acuden a la pradera que se sitúa justo enfrente de la Ermita de San Isidro, lugar al que llevan acudiendo desde hace más de 400 años. La tradición decía que debían recorrer la cuesta de la Vega y, posteriormente, la calle Segovia para acabar besando los restos del santo y beber del caño de la fuente a la vez que recitaban los siguientes versos:

“San Isidro hermoso, patrón de Madrid, que el agua del risco hiciste salir”

Hoy en día, los madrileños se concentran en la pradera y aprovechan para beber agua de los manantiales cercanos y, sobre todo, del que brota de la propia ermita, a los cuales se les atribuyen poderes mágicos y curativos, y a merendar.

Las meriendas del 15 de mayo suelen estar compuestas por Rosquillas del Santo. En este sentido, hay varios tipos. Por un lado están las tontas, que carecen de nada que las recubras. Por otro se encuentran las listas, que están bañadas en azúcar ‘fondant’ elaborado a partir de huevo batido, zumo de limón y azúcar. Por su parte, también hay que hablar de las francesas, que poseen un rebozado de almendras, y de las de Santa Clara, que están recubiertas de merengue seco blanco.

Respecto a las bebidas, más allá del agua de los manantiales, los madrileños suelen decantarse en esta fecha por acompañar a las Rosquillas del Santo con ‘chicos’ de Valdepeñas, es decir, pequeños vasos de este tipo de vino, cerveza con limón y limonada.

Los alrededores de la pradera suelen llenarse de puestos provistos de manjares típicos de la gastronomía madrileña como son las frituras de gallinejas, los entresijo y los encurtidos. Además, suele prepararse un cocido madrileño gigante que, generalmente, es repartido y bendecido por el alcalde de turno. También es habitual que haya música en directo para que los participantes, vestidos de chulapos, puedan bailar el chotis.

Otras celebraciones relacionadas con las Fiestas de San Isidro Labrador

Cada año las fechas correspondientes a las Fiestas de San Isidro Labrador varían, si bien es cierto que siempre comprenden el 15 de mayo por ser el día específico del patrón. En este sentido, dan comienzo con el Pregón Oficial, el cual es llevado a cabo por un madrileño ilustre. A continuación, el primer lugar en el que tienen lugar eventos, generalmente conciertos, es en la Plaza Mayor. Esto se debe, fundamentalmente, a que fue inaugurada coincidiendo con las fiestas del patrón.

Por su parte, otro centro neurálgico de las Fiestas de San Isidro se encuentra en Las Vistillas, zona en la que es habitual encontrarse, durante esos días, con festivales musicales de pequeño tamaño pensados, principalmente, para el público juvenil. Lo mismo sucede en la Puerta del Ángel.

También hay que decir que, en la tarde-noche de los días 14 y, sobre todo, 15 de mayo, en el Estanque del parque del Retiro de Madrid, para conmemorar las fiestas, se realizan espectáculos de fuegos artificiales, generalmente, acompañados de música. Esto acaba produciendo un efecto sobre el agua absolutamente espectacular y que muchos madrileños no quieren perderse, aunque no resulta sencillo llegar a sus inmediaciones.

También es habitual que se celebren conciertos y espectáculos musicales en el Templo de Debod, en la Rosaleda del Parque del Oeste y en la Plaza de Olavide, aunque suelen variar cada año. Esto se debe, principalmente, a que las fiestas recorren de cabo a rabo la ciudad de Madrid y todos los barrios quieren sentirse partícipes de ella.

En definitiva, estos es todo lo que debes saber acerca de las Fiestas de San Isidro Labrador que, cada año, se celebran en la ciudad de Madrid en torno al 15 de mayo. Esperamos haberte sido de ayuda para comprender la importancia de esta figura histórica y su relación con el agua, así como la devoción que los habitantes de la capital sienten por él y a qué lugares debes ir si quieres disfrutar al máximo de los eventos que se organizan.